Una adulta mayor de 76 años falleció, tras ser agredida brutalmente por su propio hijo, quien enfrenta cargos por parricidio.

Se trata de una abuelita identificada como Magda de Los Ángeles, quien estuvo hospitalizada por más de dos semanas debido a la violenta golpiza que recibió a manos de su vástago, mismo que también le prendió fuego. 

De acuerdo con las autoridades, el caso ocurrió en el Distrito 1 de Villa Fontana, en Managua, capital de Nicaragua, donde vivía la víctima. 

Fue el pasado 18 de abril cuando la policía recibió el reporte de que el sujeto identificado como Alejandro César de 44 años estaba agrediendo a su progenitora, por lo que quedó arrestado.

El informe reveló que luego de que el acusado golpeó a la mujer, le roció alcohol y le prendió fuego. Sin embargo, los servicios de emergencia la rescataron y trasladaron de urgencia a un hospital, donde estuvo por 16 días luchando por sanar.

No obstante, el pasado 4 de mayo, los médicos avisaron a las autoridades que Magda falleció, por lo que el responsable es señalado del delito de parricidio.