Al menos 75 personas han muerto por ataques israelíes en el centro de la Franja de Gaza, en la ciudad de Deir al Balah y los campos de refugiados de Maghazi y Bureij, donde también hay decenas de heridos, confirmó el portavoz del hospital Mártires de Al Aqsa, Khalil al Dakran.

El Ejército israelí, por su parte, confirmó este miércoles el inicio de “operaciones diurnas selectivas” en el campo de Bureij y en el este de la urbe de Deir al Balah, en paralelo a ataques aéreos, “para desmantelar la infraestructura terrorista situada a varios kilómetros de la frontera con Israel, tanto en la superficie como bajo tierra”, basándose en información que les brindó su inteligencia.

“La actividad comenzó con una serie de ataques aéreos contra objetivos, incluidos complejos militares, instalaciones de almacenamiento de armas e infraestructura subterránea”, indicó un comunicado castrense, en el que confirman haber matado a varios supuestos combatientes de Hamás.

Desde el hospital Mártires de Al Aqsa, ubicado en Deir al Balah y uno de los pocos que siguen operativos en el enclave, indicaron que de los 75 cuerpos que llegaron a sus instalaciones, de momento han identificado a unos 38.

La agencia palestina Wafa informó hoy de que los bombardeos israelíes dejaron al menos 11 personas muertas en la ciudad de Deir al Balah y que los aviones de combate atacaron varias casas en el campamento de Maghazi.

“Los equipos médicos también recuperaron los cuerpos de dos palestinos asesinados y a varios heridos en una casa en la zona de Abu al-jen, al sureste de Deir al Balah, después de que fuera atacada por bombardeos de artillería”, agregó.

Fuentes locales también confirmaron a EFE el ataque de drones contra el mercado de Maghazi y que dejaron herido a un niño.

Wafa denunció que la artillería israelí también apuntó al este del campo de refugiados de Nuseirat, también en el centro de la Franja, además de a los barrios de Tal al Hawa y Sheij Ajilin en ciudad de Gaza.

En Rafah, el extremo sur de la Franja, de donde más de un millón de personas se han visto obligadas a huir tras el inicio de la ofensiva israelí hace ya casi un mes, las tropas mantienen sus operaciones y aseguran que en el último día, de nuevo, “han localizado armas y han logrado eliminar a terroristas armados”.

“La artillería de ocupación disparó varios proyectiles contra barrios residenciales, y proyectiles contra las zonas orientales de la localidad de Al Qarara, al noreste de Jan Yunis, al sur de la Franja de Gaza”, informó la agencia palestina.

Desde el pasado 7 de octubre, el número de muertos ha llegado ya a 36.550 y el de heridos a 82.959, la mayoría mujeres y niños.